Palabras de inaugurales de las Jornadas de Administración Escolar FAERA 2021 a cargo del Hno. Víctor Hirch SVD

Signo de los tiempos

Vivimos un tiempo muy especial. La Pandemia COVID19 impactó en nuestras vidas e hizo daño. Este daño y sus secuelas se puede observar en numerosos ámbitos de nuestras vidas personales, vinculares, económicas, educativas, sociales, internacionales… la pandemia invadió todas las dimensiones.

Mientras quien no vivió sus efectos de manera personal, tiende a relativizarla, quien la vivió o sufrió en forma personal, sufre sus secuelas.

En el futuro próximo surgirán numerosos análisis acerca de la Pandemia. Sin embargo aún estamos transitándola y no sabemos cuáles son sus consecuencias cercanas, a mediano y a largo plazo.

A nosotros nos toca liderar y administrar este tiempo, desde la responsabilidad de gestionar la escuela. 

La lectura de la realidad es un elemento básico de las ciencias sociales, políticas y económicas, pero también lo es para los hombres y mujeres de fe. De hecho se trata de un elemento básico de las ciencias. La observación, la abstracción, sus manifestaciones e impactos, sus consecuencias. En nuestro caso, lo hacemos desde la mirada de fe observando “los signos de los tiempos”. «La expresión “signos de los tiempos” aparece en la Sagrada Escritura, concretamente en los evangelios y en boca de Jesús de Nazaret (Mt.16, 1-4; Mc.8,12; Mc.13,1-23; Lc.12,54-56), como una invitación a la perspicacia y atención constante al Reino de Dios.” “Esta expresión es utilizada por el Papa Juan XXIII, el cual haciendo referencia a la cita evangélica de Mt.16,1-4 abordará en sus escritos Humanae Salutis y Pacem in Terris, que el significado de esta expresión, debe entenderse como una nueva forma de interpretación de las manifestaciones de Dios en las mediaciones humanas, particularmente la historia, concretamente, las realidades sociales, políticas, religiosas y culturales del mundo y de la Iglesia.”  

“Dijo también a la multitud: «Cuando ven que una nube se levanta en occidente, ustedes dicen enseguida que va a llover, y así sucede. Y cuando sopla viento del sur, dicen que hará calor, y así sucede. ¡Hipócritas! Ustedes  saben discernir  el aspecto de la tierra y del cielo; ¿cómo entonces no saben discernir el tiempo presente?” (Lucas 12,54-56)

El Papa Francisco nos recuerda tres actitudes básicas para comprender los “signos de los tiempos”: silencio (observación), reflexión y oración. “No es fácil –nos dice- en general nos conformamos con lo que nos dicen. Pero ¿Cuál es el mensaje que el Señor quiere darme con este “signo de los tiempos”? Nuestro trabajo es mirar lo que sucede dentro de nosotros, discernir los signos de los tiempos. Con silencio, reflexión y con la oración.” 

“La sociedad está cambiando con rapidez vertiginosa en la medida en que los adelantos en el campo de la comunicación y del transporte revolucionan el mundo de hoy. Las condiciones de vida, locales y mundiales, se entrelazan e integran más y mas. Se va organizando una economía mundial de libre mercado basada en lo que comúnmente llamamos “neo-liberalismo”, con sus diversos aspectos económicos, sociales e ideológicos, y su búsqueda inescrupulosa de lucro a costa de pobreza escandalosa e indecible sufrimiento de tanta gente en países en vías de desarrollo y en países desarrollados, y de la marginalización de grandes grupos humanos e, inclusive, de enteras áreas geográficas”

La pandemia COVID19 se inscribe y potencia estos cambios en este contexto histórico global. 

NO tenemos las respuestas a cómo enfrentar los desafíos de gestión escolar que nos sobrevienen. Tenemos intuiciones, practicas exitosas, comunión, visión y misión compartidas.

Esos signos de los tiempos, los queremos ver en clave de Sinodalidad. Caminar juntos. Este concepto se aplica también a la gestión escolar. Caminar juntos en la administración es apelar a compartir las responsabilidades de administración y gestión. Lo hacemos salvando que algunos somos los últimos responsables y por ende los que asumimos las consecuencias jurídicas y administrativas de nuestras instituciones. Sin embargo la lectura de la realidad y su contexto, la búsqueda de alternativas, el consenso de las decisiones adoptadas, la responsabilidad compartida de aquellas decisiones que así lo ameritan, son algunas decisiones posibles y necesarias. En ese ejercicio es posible “medir” el impacto de ciertas medidas, analizar en forma conjunta las potenciales consecuencias y tener en cuenta el contexto de nuestras comunidades escolares. Una buena medida adoptada en soledad y/o sin medir su impacto en la comunidad -en ocasiones- puede llevar a un fracaso.

FAERA es esta instancia de colegialidad, de comunión y de construcción de las respuestas para este tiempo. FAERA somos todos y cada uno de los que gestionamos las instituciones educativas de las Congregaciones religiosas y Asociaciones nucleadas para sostener una identidad común, compartir un horizonte de sentido a la tarea escolar confesional, respaldar y sostenernos mutuamente en nuestro empeño educativo, construir criterios y estrategias de intervención escolar comunes. Para enfrentar juntos los desafíos que nos presentan “los signos de los tiempos” que observamos y tratamos de escrutar en esta hora de la historia.

La construcción del presupuesto institucional en un marco inflacionario e inestable, la autonomía de las instituciones educativas tensionada por las presiones de un marco normativo arbitrario y contrario a nuestros intereses; son dos de los elementos que deseamos abordar en este contexto. El aporte de nuestros panelistas y los aportes que cada uno/a de nosotros/as puede realizar a la construcción común serán de un gran valor y contribuirán notablemente a crecer tanto en nuestra identidad como en nuestro desempeño de buenos administradores. 

Bienvenidos/as a las Jornadas de Administración FAERA 2021. 

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password