Lunes, 21 Mayo 2018 | Login
COMENTARIO AL EVANGELIO - V domingo de Pascua - 29 de abril de 2018

COMENTARIO AL EVANGELIO - V domingo de Pascua - 29 de abril de 2018

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Juan 15, 1-8

Jesús dijo a sus discípulos:

«Yo soy la verdadera vid y mi Padre es el viñador. El corta todos mis sarmientos que no dan fruto; al que da fruto, lo poda para que dé más todavía. Ustedes ya están limpios por la palabra que yo les anuncié. Permanezcan en mí, como yo permanezco en ustedes. Así como el sarmiento no puede dar fruto si no permanece en la vid, tampoco ustedes, si no permanecen en mí.

Yo soy la vid, ustedes los sarmientos. El que permanece en mí, y yo en él, da mucho fruto, porque separados de mí, nada pueden hacer. Pero el que no permanece en mí, es como el sarmiento que se tira y se seca; después se recoge, se arroja al fuego y arde.

Si ustedes permanecen en mí y mis palabras permanecen en ustedes, pidan lo que quieran y lo obtendrán.

La gloria de mi Padre consiste en que ustedes den fruto abundante, y así sean mis discípulos.»

 Palabra del Señor.

Queridas hermanas y queridos hermanos:

En el Evangelio según san Juan, Jesús manifiesta su identidad, a través de diferentes signos y su posterior explicitación. Cuando multiplica el pan, se presenta como el pan de vida. Luego de la curación del ciego, como la luz. En la parábola del buen pastor como la puerta y el pastor verdadero. Luego de volver a la vida a Lázaro, como la resurrección y la vida. Ahora, en una cena anterior a la fiesta de la Pascua, lo hace como la vid auténtica.

Esta imagen de la vid o la viña es muy usada en el Antiguo Testamento, era muy cercana y expresiva para el pueblo de Israel. Ese pedazo de tierra significaba gran parte del sustento familiar. Por eso, era cultivada con esfuerzo y se la cuidaba de una manera muy especial. Formaba parte del patrimonio familiar, era lo mínimo que se debía tener para pertenecer a un clan y fundamentar, de esa manera, su derecho de ciudadanía. Muchas veces en la viña descansaban los restos de sus antepasados. Era como un signo de identidad familiar, de pertenencia, de patrimonio seguro, al cual se le dedicaba mucho esfuerzo. Recordemos la viña de Nabot y la pretensión de Ajab en 1 Re 21. El rey Ajab le dice Nabot: «Dame tu viña para hacerme una huerta, ya que está justo al lado de mi casa. Yo te daré a cambio una viña mejor o, si prefieres, te pagaré su valor en dinero».  Nabot se niega y le responde: «¡El Señor me libre de cederte la herencia de mis padres!» El emblema del templo de Jerusalén era una inmensa vid de oro; lo mismo el de la sinagoga de Yamnia. Cuando Dios expresa, en Isaías, el amor por su viña, está manifestando el profundo amor por su pueblo y el dolor por un pueblo que no dio frutos.

En el Antiguo Testamento la viña del Señor es Israel; el viñador, el mismo Dios; el fruto, la justicia y el derecho. Con esta parábola, Jesús se va presentar el mismo como la verdadera vid; su Padre el viñador; el fruto, si leemos unos versículos posteriores, es el amor.

Dar frutos es diferente a tener éxito. El éxito se mide por los números, por la calidad de la producción, por el cumplimiento de los objetivos propuestos, por lo aparente y reconocido. El fruto se lo mide por el bien hecho. Los frutos evangélicos, nos dice el Catecismo de la Iglesia en el nro. 1832, son “caridad, gozo, paz, paciencia, longanimidad, bondad, benignidad, mansedumbre, fidelidad, modestia, continencia, castidad” (Ga 5,22-23, vulg.). El fruto, muchas veces, pasa por el fracaso; el grano de trigo tiene que morir para dar frutos.

Hay dos palabras claves en el texto: dar fruto y permanecer. Sólo podemos dar fruto si permanecemos en la vid. El que permanece en Jesús, forma parte de la vid, tiene vida y puede ser fecundo. El que no permanece en Él, no puede dar fruto. Se permanece no por un vínculo de sangre o nacionalidad sino por la fe. Es un permanecer activo, similar a la relación entre el Padre y el Hijo. Es una relación de mutuo amor, en donde Dios nos amó primero e incondicionalmente. Todos estamos llamados a formar parte de la vid amada por el Padre. Solamente si la savia de Jesús corre por nuestras venas podemos dar frutos en abundancia. Esto implica dejar que su Palabra penetre toda nuestra vida; pasar horas con Él, escuchándolo y dejando que su vida penetre toda nuestra vida.

Esta Palabra nos poda, nos purifica, corta en nosotros aquellas cosas que nos impiden dar frutos: nuestras vanidades, nuestros apegos desordenados, nuestro afán de consumir y tener, nuestros falsos dioses, nuestro egoísmo...  Esta poda es para que tengamos vida y vida en abundancia.

Vivamos, en este tiempo pascual, la alegría de vivir en Cristo resucitado y el gozo de ser la viña amada por el Padre.

Nos preguntamos: ¿Permanezco en Cristo? ¿Lo encuentro en todo y en todos? ¿Rezo, contemplo la Palabra, la medito? ¿Dejo que el Señor me purifique para que el fruto del amor madure en mí?

Un bendecido tiempo de Pascua,

Rodolfo Pedro Capalozza, SAC

Centro de Espiritualidad Palotina

SALMO RESPONSORIAL Sal 21, 26b-28. 30-32


Te alabaré, Señor, en la gran asamblea.


Cumpliré mis votos delante de los fieles:
los pobres comerán hasta saciarse
y los que buscan al Señor lo alabarán.
¡Que sus corazones vivan para siempre! R.

Todos los confines de la tierra
se acordarán y volverán al Señor;
todas las familias de los pueblos
se postrarán en su presencia. R.

Todos los que duermen en el sepulcro 
se postrarán en su presencia; 
todos los que bajaron a la tierra 
doblarán la rodilla ante él. R.

Mi alma vivirá para el Señor,
y mis descendientes lo servirán.
Hablarán del Señor a la generación futura, 
anunciarán su justicia a los que nacerán después, 
porque esta es la obra del Señor. R.

000

About Author

Artículos relacionados (por etiqueta)

  • Nueva web con el material sobre aborto y maternidad vulnerable

    A raíz del actual debate sobre el aborto libre que se está desarrollando en la Argentina, el Centro de Bioética, Persona y Familia presentó www.maternidadvulnerable.com.ar, una página web especial con recursos para poder “contar con información relevante del asunto, profundizando sobre todo la problemática de la maternidad vulnerable”.

    A raíz del actual debate sobre el aborto libre que se está desarrollando en la Argentina, el Centro de Bioética, Persona y Familia presentó una página web especial con recursos para poder “contar con información relevante del asunto, profundizando sobre todo la problemática de la maternidad vulnerable”. 

    El sitio es www.maternidadvulnerable.com.ar e incluye una sección con preguntas frecuentes y el informe completo elaborado por el Centro de Bioética, Persona y Familia sobre el tema. 

    Allí pueden encontrarse los proyectos de ley presentados en la Cámara de Diputados de la Nación que proponen la legalización del aborto y, además de otros concebidos en orden al abordaje integral de la maternidad vulnerable. 

    Por otro lado, están a disposición algunas exposiciones realizadas en el marco de las reuniones informativas ante las Comisiones de Legislación General, Legislación Penal, Acción Social y Salud Pública y Familia, Mujer, Niñez y Adolescencia de la Cámara de Diputados de la Nación Argentina. 

    Además, se pueden encontrar videos, declaraciones de diferentes organizaciones, noticias, informes, etcétera. 

    Esta es una iniciativa del Centro de Bioética, Persona y Familia, perteneciente a la Fundación Latina de Cultura. 

    Informes: www.centrodebioetica.org.

    Fuente AICA http://www.aica.org/33618-nueva-web-con-el-material-sobre-aborto-maternidad-vulnerable.html

  • Reunión de la Delegación de la Provincia de Buenos Aires

    El martes 15, en la Casa de las Hermanas de María Auxiliadora de Almagro, se desarrolló la reunión mensual de la delegación. Se informó sobre las jornadas de encuentro y reflexión y la Asamblea Anual de FAERA. Se evaluó muy positivamente la Jornada sobre Buena Administración, desarrollada el 11 y 12 de abril en la UCA, y se dejó constancia de algunos temas que podrían tratarse en la próxima educación: generación de fondos por utilización de espacios ociosos; fundraising; encuadre legal e impositivo para este tipo de emprendimientos.

    También se hizo una evaluación de las Jornadas de Educación Superior. Se mostro mucha preocupación por la situación del nivel superior en la Provincia.

    Se conversó sobre la incertidumbre que viven las comunidades educativas por la falta de conclusión de la paritaria docente y, por consiguiente, la no definición de nuevas bandas arancelarias.

    Un tema importante en el que avanzamos fue la concreción de tres jornadas para representantes legales y directivos en el interior de la Provincia. 

  • Pentecostés 2018 - Mensaje de Mons. Eduardo Martín